post

La wechatización de la vida en China

Cuando llegué a China por primera vez apenas sabía lo que podía hacer un teléfono inteligente. Era el año 2011 y pese a la turra que me dio todo el mundo con lo útiles y cómodos que eran, hice gala de mi signo navarro y me compré la última patata en telecomunicaciones del pleistoceno. Pero […]